El mediocampista Cristian Canuhé, uno de los jugadores que logró el ascenso con Alvarado, decidió cambiar de rumbo y seguir su carrera en Ferro de General Pico, después de no tener la continuidad que él deseaba en la Primera Nacional de fútbol.

En este caso, Canuhé, nacido en Toay optó por regresar a su provincia para disputar el Federal A dirigido por Mauricio Giganti, el técnico del ascenso con el equipo marplatense.

Fue justamente Canuhé uno de los que más jugó en la histórica campaña de la temporada 18-19 con 28 partidos (de los 33), casi todos en condición de titular.

Sin embargo, no fue considerado de la misma manera por Juan Pablo Pumpido ya en una categoría superior. Con el experimentado Pablo Ledesma y con Maximiliano González -quien terminó el semestre en un alto nivel- como “fijos” en el equipo titular, Canuhé fue en general una alternativa. De 15 partidos jugó 11, aunque apenas tres desde el inicio: por eso estuvo sólo 381 minutos en cancha.


Lo más leido de la semana