Ferro no pudo de local con Sol de Mayo y Federico Vasilchik se fue con el gusto amargo de saber que se podía ganar.

El del sábado fue otro “partido durísimo. Al igual que todos los de la primera fase”, comenzó diciendo Federico Vasilchik ni bien terminó el juego. Conociendo que todos habían empatado y teniendo en cuenta que jugaba en casa a Ferro no le gustó demasiado el empate. “Queríamos sumar de a tres y no se pudo, queda un sabor amargo”, admitió.

Ahora hay que pensar en Neuquén, el “Verdolaga” visitará a Independiente el sábado. “Vamos a ir a ganar porque lo que queremos es meternos entre los cuatro de la clasificación”, develó Vasilchik. El Federal A no te da descanso ni mucho tiempo para lamentarse. De inmediato, cuando termina un encuentro, hay que pensar en lo que viene.

Por último se refirió a su partido. Con el último aire que le quedaba el “ruso” contó que el técnico le pide que “pelee con los centrales y que el se sacrifica por el equipo”. A veces sale y otras no entiende Federico, que pese a que para el “es importante convertir” se va con la bronca de saber que “se podía ganar”.


Lo más leido de la semana